Como cualquier otro tipo de elemento que instalamos en el hogar, hace falta prestar atención los pasos a seguir para el mantenimiento de las ventanas de aluminio. El hecho de que se trate de un material robusto no quiere decir que no necesite de cierto mantenimiento general.

Pasos para el mantenimiento de las ventanas de aluminio

Las ventanas forman parte fundamental de nuestro hogar. Es desde allí donde podemos ver cómo entra la luz solar, entre otros. En general, le prestamos mucha atención a la limpieza de los cristales de las ventanas, pero nos olvidamos de limpiar todo lo que conforma la ventana en sí mismo.

La limpieza de los cristales es muy sencilla. Se recomienda siempre hacerlo con jabón nutro y con agua templada. También podemos hacer uso para ello de los limpiacristales. Es recomendable que se haga con un paño suave que no suelte ningún tipo de pelusa ni nada por el estilo.

Más allá de ello, también habrá que limpiar el resto de las ventanas de aluminio.

Perfiles de las ventanas

Los perfiles también son una zona que se tienen que limpiar. Allí se acumula polvo y suciedad. Es uno de los pasos fundamentales para mantener con brillo y suavidad todo el tacto de nuestras ventanas.

Ten en cuenta que aunque el aluminio sea muy resistente, hará falta darle un mantenimiento. De lo contrario, se podría rallar con facilidad y acumular mucho polvo.

Su limpieza se puede hacer fácilmente con agua templada y con un poco de jabón neutro. Así, no quedará ningún tipo de marca.

Herrajes de las ventanas

Es otro de los puntos fundamentales que también habrá que limpiar y acondicionar al máximo para que queden perfectos. Lo mejor será engrasarlos con algún tipo de producto especial. Esos productos suelen venir en formato aceite como en formato gel.

En caso de que nuestras ventanas sean correderas, entonces habrá que limpiar allí también las guías y los raíles. Todo ello con el fin de que sigan funcionando a la perfección, tal y como el primer día.

Juntas de las ventanas

Por último, pero no menos importante, hay que limpiar las juntas de las ventanas. Para ello, necesitaremos también de jabón neutro y de un paño suave.

Con todos estos pasos, habremos dado un mantenimiento a las ventanas de aluminio correcto. Si necesitas ayuda, en Aluminios Parra somos expertos en ventanas de aluminio y más.